Con los niños de 2 años uno nunca sabe en que mes, el niño pondrá a prueba sus habilidades. No todos los niños de 2 años se desarrollan de igual manera, y no todos los padres estimulan de igual manera el desarrollo de un niño de 2 años.

Cada niño lleva un ritmo de crecimiento, distinto de los demás niños. Comparemos dos niños de la misma edad, uno puede trepar y subirse a lo alto de un juego en el parque, mientras que otro todavía necesita de la ayuda de un adulto, ambas conductas de evolución del desarrollo en estos niños son normales.

Un niño de 2 años puede

Para que el desarrollo de un niño de 2 años sea normal y no sufra ningún tipo de complicación depende mucho de como lo cuide su familia, en aspectos generales en un niño de 2 años se pueden observar las siguientes conductas:

  • Anda y corre sin ayuda.
  • Es capaz de atender a otros estímulos mientras camina.
  • Arrastra juguetes mientras anda, y puede sujetar varios juguetes mientras está en marcha.
  • Sabe trepar a los muebles.
  • Disfruta imitando a los adultos.
  • Come solo, aunque se ensucia un poco.
  • Da vuelta un recipiente para sacar lo que tiene dentro.
  • Puede saltar: a la pata coja, con los pies juntos.
  • Pasa las páginas de un libro.
  • Pinta garabatos y líneas con un lápiz o una tiza.
  • Puede hacer una torre de varios cubos y juntarlos en línea si le explicas cómo hacerlo.
  • Utiliza su propio nombre y los pronombres “yo” y “mío”.
  • Responde a órdenes sencillas y puede mantener una conversación sobre lo que ocurre a su alrededor.
  • Es capaz de prestar atención unos minutos.
  • Juega solo o con otros niños.

Si tu niño/a no dice más que un par de palabras, no es capaz de dibujar un círculo, se cae con mucha frecuencia o tiene dificultades para subir y bajar las escaleras, te conviene visitar a su pediatra para que se pueda determinar si existe un problema de desarrollo.

Aprendizaje en niños de 2 años

El niño siempre observa lo que esta a su alrededor, analiza y clasifica lo que ve. De esta manera relaciona y categoriza (grande o pequeño, alto o bajo, mucho o poco).

La repetición de actividades, es fundamental en esta etapa, ya que le permitirá ir descubriendo nuevos conceptos como antes y después, le permitirá diferenciar los momentos del día y sentirse seguro, eso es algo indispensable y fundamental para que el niño vaya ganando autonomía.

Puede pasar que lo veas frustrado con frecuencia, esto se debe a que quiere ser independiente, pero no llega a dominar muchas
habilidades que ya comienza a saborear. Las rabietas alcanzan su máximo apogeo alrededor de los dos años.

Cómo estimular al niño de dos años

Los niños aprenden jugando. El juego es la mejor manera para estimular a tu niño/a, el juego le permite a tu niño/a tomar sus propias decisiones ya sea planificar, construir, etc.

Además de estimular el desarrollo de su creatividad, jugar le permitirá experimentar su sensación de dominio.
En el juego el niño puede practicar y desarrollar nuevas habilidades, su vocabulario logra experimentar grandes cambios y avances, en esta edad, debes hablar con tu niño/a cuando lo llevas de paseo, cuando tu niño ve cosas nuevas, o en sus actividades diarias.

A partir de los 2 años, los niños pasan del juego en solitario a compartir juegos con otros niños/as. Necesitan la oportunidad para relacionarse con otros niños, debes enseñarle a jugar con otros niños, aunque aún no querrá compartir sus juguetes, ni pueden obedecer las reglas principales de un juego todavía.