Recomendaciones para Vestir a la moda y preservando la comodidad.
Al inicio puedes comprar ropa que no sea de maternidad pero que te quede cómoda y puedas seguirla utilizando después.

Si siempre te ha gustado lucir atractiva y delgada, es posible que el aumento de peso que irás adquiriendo te haga sentir deprimida. Sin embargo, recuerda que es totalmente diferente hablar del sobrepeso que se acumula sin razón y el ocasionado por un embarazo. De hecho, este te hará lucir bella por dentro y por fuera.

Aliméntate Adecuadamente

Lo importante es que te alimentes correctamente y no subas de peso más de lo recomendado. No debes sentirte gorda sino embarazada. Estos kilos de más desaparecerán rápidamente al nacer tu bebé. Ahora que si estás aumentando más de lo debido, lo importante no es que te sientas mal, sino que analices tu alimentación vigilando que comas los nutrientes que tu bebé requiere evitando calorías que lo único que te aportan es exceso de peso. Pero es muy importante que recuerdes que no debes ponerte a dieta ni para perder peso ni para mantenerte en el que ya tienes puesto que perjudicarías a tu bebé quien está formando todos sus órganos y cerebro.

Comienza a Actualizar tu Guardarropa

En esta etapa, ya es conveniente que empieces a comprar vestidos de maternidad ya que te sentirás más cómoda y lucirás mucho mejor. Existe una gran selección de vestidos de diseños bonitos. Ya pasó el tiempo en que la ropa de maternidad se limitaba a batas grandes y blusones poco elegantes.

Actualmente además de que este tipo de prendas son atractivas, puedes combinarlas con otra ropa que incluso podrás seguir usando cuando recobres tu figura. Al comprar tu nuevo guardarropa, es necesario que tomes en cuenta que irás subiendo más de peso durante los próximos meses por lo que no es conveniente que compres todo al inicio. Lo recomendable será que vayas comprándola a medida que vas engordando pues no puedes predecir la forma que tu vientre irá adquiriendo ya que puede ser grande o pequeño, alto o bajo.

Toma en consideración que el nylon y algunos otros tipos de telas no son adecuadas durante el embarazo ya que no permiten que la piel respire pues en este momento tu tasa metabólica es más alta que de costumbre provocando más calor; por lo que te recomendamos prendas de algodón, tejidos de malla, ropa holgada y colores claros te permitirán sentirte más fresca.

Siéntete Feliz

Disfruta verte en el espejo vestida diferente a lo que siempre has acostumbrado. En cuanto a los accesorios que son los que te dan un toque especial, al estar embarazada son parte importante ya que se convierten en un buen aliciente para ayudarte a sentirte bien. Usa unos aretes bonitos, una pañoleta que haga juego con tu ropa, una linda bolsa de mano y unos zapatos cómodos que se vean bien. Tu ropa interior es también importantísima en este momento ya que como has ido notando tus senos han ido creciendo y necesitas un sostén adecuado. Al igual que con los vestidos, te aconsejamos comprar solo los necesarios, tal vez dos para que mientras usas uno, laves el otro ya que tendrás que comprar más grandes en unos cuantos meses. En cuanto a las braguitas lo único importante es que la entrepierna sea de algodón. Una buena alternativa son las tipo bikini que se pueden llevar debajo del vientre. Si las prefieres altas, encontrarás las especiales de maternidad en el departamento de lencería.

También es importante que tu cabello lleve un buen corte y que te maquilles para que luzcas siempre radiante.