A lo largo del embarazo es normal que el cuerpo en su proceso de adaptación pueda sufrir malestares propios del embarazo, hablaremos aquí de los más comunes